113 SOS Teruel:Las operadoras tendrán que llevar Internet de calidad a las zonas rurales antes del 2020

lunes, 19 noviembre , 2018 | Por | Categoria: 113 Empresas Sostenibles, Actualidad Provincial, Diputación Provincial

En la Imagen de archivo,los Presidentes de las Diputaciones de Soria, Teruel y Cuenca (de iz.q a drcha)

LA NUEVA CONVOCATORIA ATIENDE UNA DE LAS ALEGACIONES AL PEBA-NGA QUE FIRMARON EN SU DIA LAS DIPUTACIONES PROVINCIALES DE TERUEL, CUENCA Y SORIA

El pasado 13 de noviembre aparecía en el periódico El País una noticia sobre la obligación que tienen las operadoras de telefonía de llevar internet de calidad (mínimo 30 megabits (Mbps)  por segundo) a seis millones de personas que habitan en el medio rural antes de  2020.

Así, Telefónica, Vodafone y Orange tendrán que llevar antes del 1 de enero de 2020 a los municipios españoles de menos de 5.000 habitantes el acceso a Internet a esa velocidad que se considera mínima para estar en situación de competir y de mercado (30 megabits por segundo (Mbps).

Esta obligación responde a una vieja obligación del Gobierno contenida en la subasta del concurso por el que se adjudicó en 2011 a estas operadoras las licencias de cuarta generación de telefonía móvil (4G) para obligarles a llevar la banda ancha veloz a casi seis millones de personas que viven en el ámbito rural. Las tres compañías deberán repartirse ahora los municipios y el coste del plan, ya que no cuenta con ayudas públicas pese a la propaganda del anterior Gobierno. Para ello, han contratado a la consultora externa Aptica y presentarán su plan de despliegue al Gobierno antes del 31 de diciembre.

De acuerdo con la orden ministerial, los operadores tienen dos meses para presentar una propuesta conjunta en la que se indique el número de ciudadanos a los que prevé proporcionar cobertura adicional cada una de las firmas. Eso sí, el Ministerio les da libertad para usar cualquier solución tecnológica, es decir, podrán utilizar fibra óptica, cable, ADLS o tecnologías inalámbricas. Fuentes el sector indican que en la mayor parte de los municipios optarán por la tecnología móvil porque es la más barata y rápida de desplegar.

Este plan sin embargo, cuenta con los recelos de la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) que estima que el reparto del mercado podría dar lugar a la configuración de “monopolios zonales” y a la eliminación de facto de la competencia en el mercado minorista de banda, entre los tres operadores licenciatarios y frente a terceros.

Desde la Diputación Provincial de Teruel se valora esta noticia de manera positiva ya que de alguna forma se atiende una de las propuestas que en su día plantemos como alegaciones al Plan de Extensión de la Banda Ancha (PEBA) y que respaldaron las diputaciones provinciales de Cuenca y Soria a través y que se suscribió Teruel el pasado 10 de septiembre.

En las alegaciones al PEBA, efectuadas conjuntamente por las tres diputaciones figuraba la siguiente:

  • Con el antecedente del Real Decreto 458/2011, de 1 de abril, sobre actuaciones en materia de espectro radioeléctrico para el desarrollo de la sociedad digital, YA SE ESTABLECÍA la obligación para los operadores de “alcanzar una cobertura que permita el acceso a una velocidad de 30 megabits por segundo (Mbps) o superior, al menos, al 90 por ciento de los ciudadanos de unidades poblacionales de menos de 5.000 habitantes”, que se establezca una condición similar para los proyectos de banda ancha en territorios poco atractivos en términos de negocio como es el caso de Cuenca Soria y Teruel.

Por eso, se proponía incorporar en la orden, mecanismos de seguimiento para controlar el efectivo cumplimiento de los compromisos adquiridos por las operadoras adjudicatarias y del impacto real de esas medidas en el territorio contando para ello con las administraciones locales directamente implicadas.

 

Fruto de la coordinación y el trabajo

Este argumento técnico mencionado era una de las alegaciones que presentaron las tres instituciones provinciales que, al sentirse en las mismas circunstancias, suscribieron un acuerdo ambicioso que les planteó el presidente turolense, Ramón Millán, y en el que se solicitaba en términos generales una discriminación positiva para sus respectivos territorios en la implantación y extensión de la Banda Ancha de Nueva Generación.

Los tres representantes institucionales aseguran que el desarrollo de las infraestructuras tecnológicas de comunicación, en la sociedad de la información, es  fundamental para la creación de nuevas oportunidades de negocio, creación de empleo  y por lo tanto de fijación de población y mantenimiento de servicios.

Entonces se alertó de la posibilidad de “quedar fuera” de esta convocatoria del PEBA-NGA, debido a la escasa rentabilidad que tienen para las operadoras estos 3 territorios despoblados para acceder a estas tecnologías.

No hacerlo o hacerlo a precios desorbitados en desigualdad de condiciones sitúa a Teruel, Cuenca y Soria en desventaja respecto al resto de España