En 2010 se han calcinado un 70% menos de hectáreas forestales que la media de los últimos 10 años

viernes, 1 octubre , 2010 | Por | Categoria: Aragón

El director general de Gestión Forestal, Alberto Contreras, y el director-gerente de la empresa pública Sodemasa, Jesús Jiménez

En lo que va de año se han registrado 321 siniestros, de los que el 95% no superó las 5 hectáreas, lo que sitúa a Aragón por debajo de la media nacional en número de incidentes e indica la capacidad de respuesta del operativo aragonés

El director general de Gestión Forestal del Departamento de Medio Ambiente, Alberto Contreras, y el director-gerente de la empresa pública Sodemasa, Jesús Jiménez, han presentado hoy el balance de la campaña de prevención y extinción de incendios de 2010.

La campaña de prevención y lucha contra los incendios forestales en Aragón se prolonga durante todo el año aunque la fase de máxima activación de medios de extinción disponibles se desarrolla desde el 1 de junio hasta el 15 de septiembre.

Según los datos provisionales de los que dispone el Departamento de Medio Ambiente, hasta el 26 de septiembre se han producido 321 siniestros en Aragón, correspondiendo 86 a Huesca, 160 a Zaragoza y 75 a Teruel. Los conatos, episodios de menos de una hectárea, fueron 237, lo que representa el 74% de los siniestros. Los incendios entre 1 y 5 hectáreas fueron 67, lo que supone un 21% del total. En resumen, el 95% de los siniestros no superaron las 5 hectáreas.

De los 321 siniestros registrados, sólo uno pasó a la categoría de gran incendio (más de 500 ha), el ocurrido en marzo en Sos del Rey Católico.

En cuanto a la superficie afectada por los incendios forestales, entre el 1 de enero y el 26 de septiembre se calcinaron 1.152,5 hectáreas, de las que 916,6 fueron arboladas. Este año la superficie afectada ha sido inferior a la de los últimos cinco años. Además, el 69% de la superficie afectada se quemó en un solo incendio, el de Sos del Rey Católico, que afectó a 794 hectáreas forestales, de las que 511 fueron arboladas. Otro 13% de la superficie afectada se calcinó durante los meses estivales, un periodo que históricamente presentaba porcentajes más elevados.

Comparando los datos de este año con los del año pasado y los de 2008, ha habido un 21,5% menos de sinistros que en 2009 y un 4% menos que en 2008. En cuanto al número de conatos, respecto a 2009, ha habido un 24% menos y, respecto a 2008, un 5,5%. Del número de incendios que no superaron las cinco hectáreas, este año ha habido un 19,5% menos que en 2009 y un 4,4% menos que en 2008.

Como ha señalado el director general de Gestión Forestal, Alberto Contreras, “hemos tenido un verano con unas condiciones meteorológicas benignas en Aragón, que unido a la efectividad del operativo, ha permitido que, en lo que va de año, se hayan calcinado un 70% menos de hectáreas forestales que la media de los últimos 10 años”.

Según las estadísticas del Departamento de Medio Ambiente, hasta la fecha se han producido un 20% menos de siniestros que la media histórica de los últimos 10 años, lo que sitúa, por el momento, al año 2010 en el que menos incendios ha registrado en el último decenio.

Contreras también ha destacado que “el operativo de prevención y extinción de incendios con que cuenta Aragón está diseñado para actuar de forma rápida y coordinada, con el objetivo de minimizar el tiempo de respuesta ante cualquier incidente. La rapidez de respuesta se evidencia en las cifras de superficie afectada, número de incendios o índice de gravedad, que están por debajo de la media nacional”.

Por debajo de la media nacional en siniestros

Aragón cuenta en total con 2,6 millones de hectáreas forestales, de las que 1,5 millones son arboladas, que constituyen en 53% del territorio aragonés y el 10% de la superficie forestal nacional.

Aragón es la séptima Comunidad Autónoma menos vulnerable. A pesar de representar el 10% de la superficie forestal nacional, se producen en nuestra Comunidad 1,48 siniestros por cada 10.000 hectáreas frente a la media nacional que es de 7,26.

En cuanto al tipo de incidencia, el 65% de los incendios a nivel nacional fueron conatos frente al 74% en Aragón, lo que indica que la intervención, rápida y eficaz, impide que la mayor parte de los siniestros alcance mayores proporciones.

En cuanto a la superficie media afectada por incendio, en Aragón la media está situada en 3,6 hectáreas frente a la media nacional de 4,5.

Causas de los incendios

En cuanto a las causas, se mantiene la tendencia de causalidad de años anteriores, destacando las negligencias y causas accidentales, con un 58% de los siniestros. Por causas naturales, principalmente rayos, se han producido un 17% de incendios.

Inversión

El Departamento de Medio Ambiente destina unos 30 millones de euros a prevención y extinción de incendios, de los que el 60% se destina a prevención y el 40% a extinción. La inversión del Departamento destinada a este apartado se ha triplicado en los últimos seis años.

Operativo

El operativo de prevención y extinción de incendios en 2010 durante la fase de máxima activación de medios ha estado formado por cerca de 2.000 personas, entre personal técnico y APNs del Departamento de Medio Ambiente, personal contratado a través de la empresa pública SODEMASA (cuadrillas terrestres, helitransportadas, autobombas, etc.), así como el perteneciente a otras instituciones con las que se mantienen acuerdos de colaboración.

A diferencia de años anteriores,o durante 2010 todas las cuadrillas trabajan un mínimo de 7 meses, lo que supone un aumento del 17% respecto al año pasado. Se consolida también el despliegue durante, al menos, 9 meses, de la totalidad de vehículos autobomba propios y cuadrillas helitransportadas, así como de un buen número de cuadrillas terrestres.

La contratación de estos medios se efectúa a través de la empresa pública SODEMASA, incrementando, este año 2010, el calendario de actividad de algunos medios, de tal forma que se potencia la estabilidad laboral y la profesionalización del operativo.

El número total de cuadrillas operativas durante el año 2010 en los meses centrales de la campaña es de 62 cuadrillas terrestres y 8 helitransportadas. Se dispone también de 46 autobombas, 2 unidades BRAF (en Montalbán y en Ejea de los Caballeros), 7 equipos de maquinaria pesada, 2 vehículos de puesto de mando avanzado, 80 puestos fijos de vigilancia y el Grupo de Apoyo a la Dirección de Extinción (GADEX), formado por 12 personas.

En cuanto a los medios aéreos, se cuenta con 9 helicópteros, incluido el de coordinación, que este año se ha equipado con una cámara que permite enviar fotografías georeferenciadas que, en tan solo unos minutos, reciben los Servicios Centrales y Provinciales y permiten una mejor evaluación del incendio y contribuyen a la toma de decisiones. También este año han entrado en funcionamiento las bases helitransportadas de Calamocha y Boltaña.

Durante esta campaña, se han dotado de equipos de seguimiento de móviles con GPS para vehículos y se ha probado también este sistema entre los miembros del operativo. De esta forma, se amplían los medios técnicos y de seguridad con que cuenta dispositivo de prevención y extinción de incendios. A esto hay que sumar la formación continua que reciben a lo largo del año tanto las cuadrillas como los responsables técnicos del operativo.

A los medios del Departamento de Medio Ambiente hay que sumar los que pone a disposición del Gobierno de Aragón el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, las tres diputaciones provinciales, las 22 comarcas y los ayuntamientos con las que se mantienen convenios de colaboración.

Actuaciones preventivas

Las actuaciones de prevención de incendios se dirigen fundamentalmente a lograr los objetivos referentes a la disminución del número de incendios, reducción de la severidad de los mismos y la seguridad del personal que trabaja en labores de extinción.

En este sentido, se llevan a cabo labores de selvicultura con el fin de minimizar la cantidad de combustible en los montes.

En 2005 se puso en marcha el Plan Medioambiental de Ganadería Extensiva, en el que participan 42 ganaderos de 13 comarcas. Estas zonas suponen 3.200 hectáreas de pastos. El presupuesto del Departamento de Medio Ambiente desde 2005 destinado a este Plan es de 2,1 millones de euros. Con este Plan se busca un doble objetivo: por una parte, se pretende que las cabañas ganaderas que pastan en zonas de áreas cortafuegos o montes de alto riesgo de incendio contribuyan a la eliminación y control de la vegetación de los cortafuegos reduciendo la carga de combustible y manteniendo las condiciones idóneas en esas áreas, y, al mismo tiempo, fijar la población rural aragonesa a través del mantenimiento de las actividades de ganadería extensiva.

Por otra parte, el Plan de Áreas Cortafuegos de Aragón ha permitido construir, entre 2005 y 2009, unos 800 kilómetros nuevos y se espera llegar a los 1.000 kilómetros en 2011. Estos kilómetros se suman a la red preexistente, de unos 1.800 kilómetros, que constituiría una red secundaria. El objetivo es establecer elementos de ruptura que minimicen la superficie potencialmente afectada por el fuego en caso de que éste se produzca. Se cuenta también con 1.245 puntos de agua.

Además, con objeto de evitar incidencias en el entorno de vías férreas y atender con más eficacia los incendios que se produzcan en el mismo, se ha suscrito un convenio con ADIF para la prevención y lucha contra incendios forestales. De forma análoga, se ha establecido una línea de colaboración con Red Eléctrica de España.

Destacar también que este año se ha implantado una red de coordinadores locales en zonas de alto riesgo de incendios, con los que se pretendía un asesoramiento directo sobre el terreno para facilitar la movilidad de las cuadrillas, así como tareas de vigilancia en tareas de remate y extinción del incendio.

En cuanto a las labores de sensibilización, se desarrollan campañas informativas y líneas de colaboración con diferentes sectores, entre ellos el agrícola y ganadero. Desde 1996, y en colaboración con IberCaja, se desarrolla el programa de Voluntariado Ambiental, en el que cada año participan unos 150 voluntarios, que informan sobre los problemas medioambientales, la normativa ambiental, las recomendaciones para evitar situaciones de riesgo, especialmente en lo relativo a la prevención de los incendios forestales. Además, el Departamento cuenta con una exposición itinerante específica sobre prevención de incendios y este año, se ha lanzado una importante campaña de sensibilización ciudadana, con publicidad exterior y en medios de comunicación, además de la edición de 5.000 folletos informativos y 5.000 carteles, que bajo el lema Contra los incendios siempre alerta ha tratado de implicar a los ciudadanos en la prevención de incendios forestales.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone