La Comarca del Bajo Aragón recoge teléfonos móviles para reciclar

martes, 6 julio , 2010 | Por | Categoria: Sin categoría

Contenedor ubicado en la sede comarcal de Alcañiz

Se han instalado contenedores en Alcañiz, Calanda, Mas de las Matas y Alcorisa

La Comarca del Bajo Aragón cuenta con un nuevo servicio de recogida selectiva de residuos, en este caso, residuos de aparatos eléctricos y electrónicos, en concreto de teléfonos móviles.

Los contenedores se encuentran ubicados en los Ayuntamientos de Calanda, Mas de las Matas y Alcorisa así como también en la sede de la propia Comarca, en la calle Mayor de Alcañiz y en ellos se pueden depositar teléfonos móviles, accesorios (como cargadores, auriculares y Bluetooth), kits manos libres, teléfonos fijos y equipos de radiocomunicaciones.

La Comarca del Bajo Aragon pretende con este nuevo sistema de recogida de residuos que cada vez sean menos los teléfonos que acaban siendo tirados a la basura y consiguientemente al vertedero puesto que la mayor parte de componentes de un móvil pueden reciclarse.

Con esta recogida selectiva la Comarca del Bajo Aragón se suma al esfuerzo de la fundación Tragamóvil en el reciclado de aparatos de telefonía móvil y intentando lograr varios objetivos: En primer lugar, reducir la contaminación, evitando que materiales nocivos para el medio ambiente acaben en lugares inapropiados. En segundo lugar disminuir los residuos que acaban en los vertederos tradicionales, disminuyendo a su vez las dimensiones de estos. Por último, ahorrar recursos naturales y energía con la recuperación de las materias primas.

La Fundación Tragamóvil, se encarga de todo el proceso de reciclado. Este proceso empieza con el transporte y gestión del residuo a las instalaciones de tratamiento autorizadas. Una vez llega el residuo a la planta se retiran los elementos contaminantes y se clasifica el resto de componentes. Tras esta clasificación de las distintas tipologías de residuo, las fracciones obtenidas se trituran, obteniendo materias primas secundarias que volverán a introducirse en el ciclo productivo.

Se calcula que, en la Unión Europea, cada ciudadano produce 14 kilos de residuos tecnológicos, de los cuales el 90% no se recicla, siendo depositados directamente a la basura y acabando incinerados en vertederos tradicionales.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone